El Ayuntamiento de Jaulín quiere expresar públicamente su máximo rechazo a la decisión adoptada por el Presidente de los Estados Unidos de retirarse del mayor acuerdo internacional contra el cambio climático, adoptado en Paris, renegando de sus responsabilidades con el futuro del planeta.

 

Gobernar de espaldas a los conocimientos científicos es la prueba más evidente de la ignorancia, la insensatez y la indignidad de un gobernante. O peor, de su intención de extender la incultura y la ignorancia en la sociedad a la que sirve, con objetivos obviamente contrarios al interés público.

 

Cuando además es el gobernante del país que más ha contaminado el mundo, poniendo en riesgo con su decisión la seguridad alimentaria y la salud pública mundiales, se trata del mayor acto de terrorismo ambiental global de toda la historia, y como tal ha de afrontarse.

Desde este ayuntamiento, que se enorgullece de su conciencia y compromiso ambiental desde hace ya más de 30 años, expresamos a los Estados Unidos la profunda decepción que nos ha causado la decisión de su Presidente, y que si ahora anula su compromiso ignorando los problemas del mundo quedará fuera del protagonismo y de las oportunidades económicas del apasionante proceso de transición energética, ya iniciado e irreversible.

 

Emplazamos a la Unión Europea a que siga siendo líder y referente mundial del desarrollo de la política ambiental. Y a todos los países firmantes del Acuerdo de Paris a que mantengan su compromiso y lo desarrollen con sus propias medidas sin reblar ante el rechazo del gigante americano, mostrando al presidente Trump que se ha quedado solo ante el rechazo legítimo de los demás países firmantes, que no se desentienden de sus responsabilidades. Demostrándole que no puede cambiar los planes del mundo a su conveniencia.

 

Emplazamos a las Cortes de Aragón, al Gobierno de Aragón, a las Diputaciones Provinciales y a todas las entidades locales aragonesas a manifestar su rechazo a la salida de los Estados Unidos del Acuerdo de Paris y a seguir adoptando las decisiones y compromisos necesarios para que las próximas generaciones hereden un mundo  habitable.